viernes, 5 de marzo de 2010

Lo absurdo



Quién te ha visto y quién te ve. Si hace unas horas alguien te hubiera dicho que durante unos minutos tu mente se sentiría totalmente despreocupada, te habrías reído en su cara. Y es que las cosas no siempre resultan igual de estúpidas, a veces depende de la hora.
Por ejemplo, durante la madrugada muy pocas cosas resultan estúpidas. Alguien, en algún sitio, por algún motivo y sin saber por qué, decidió que las horas después de una larga e intensa noche de desfase no merecían ser motivo de preocupación. De modo que todo lo que digas o hagas en ese intervalo de tiempo, cosas que en otra situación serían consideradas ridículas, de pronto tendrán un enfoque distinto. Lo importante se vuelve nimio y los pequeños detalles absurdos cobran protagonismo.
Nadie tiene claro por qué, pero es así.

Y necesito una de esas noches ya.

8 comentarios:

B. dijo...

Yo en las noches me vuelvo filosófica ò_ó. Es muy curioso xDDD. Espero que consigas disfrutar de una de esas noches, ahora que no estás de exámenes. ¡Ojalá pudiese compartirla contigo, esposa! Sigue escribiendo, que me encanta (L).

Sefora dijo...

Realmente las noches de desfase las tenemos todas las semanas, pero esa sensación de la que hablo no se consigue siempre :P
o al menos unas veces más que otras xD

Mephisto dijo...

Qué curioso. Me da por mirar mi blog por primera vez en eones, de ahí salto al tuyo y justo has actualizado hoy (o bueno, esta madrugada).

Piensa que, al menos, los spaghetti y la ensalada estaban ricos.

Sefora dijo...

Jojojo, más que ricos xDDD conseguimos recuperar la pasión!!

Mister X dijo...

Eso de depende de la hora es muy cierto. A las 12 de la mañana no te reirias porque alguien juegue con la pistolita a dar tiros al techo, pero a las 3 de la mañana, es lo que mas gracia te hace de la noche xD

Me encanta tu blog, Sefora.

Mirthas dijo...

Más bien depende de la situación en su conjunto, la hora no ha de ser tan importante.
Es más, creo que la sensación que buscas pasa por ser absolutamente ignorante de la hora que es, y te daría lo mismo que alguien te dijera "Las cinco de la mañana" o "las cinco de la tarde".

Lisse dijo...

Esa clase de noches son geniales. Pero a veces es posible conseguir que esos momentos en los que todo cambia sea a cualquier hora. Creo que más de la hora del día, depende de la gente xD

Oooh, no nos queda nada para París, hermosa *__________*

Te agrego a los blogs que leo *-*

(LL)

Sefora dijo...

No siempre depende de la hora, por eso puse "a veces" =) porque a veces sí que ocurre, os lo digo yo xD